All Posts By

Beatriz

BLACK FRIDAY: Descuentos para llevarte Quiero ser Siempre Princesa

122a131d-0224-4d8e-a352-c6c98ce0f4be

Descuento entre un 5% y un 100% en“Quiero ser Siempre Princesa”

Sólo en los pedidos realizados  entre el viernes 25 de noviembre de 2016 y el lunes 28 de noviembre de 2016 . 

 

Pues sí, me uno al Black Friday. Empieza la cuenta atrás para la Navidad y sé que algunos estáis esperando (porque me lo habéis dicho) a estas fechas para haceros con un ejemplar de Quiero Ser Siempre Princesa, así que le he dado vueltas a ver cómo puedo hacer para que llegue a la casa de todo el que lo quiera.

Para mí este cuento es un regalo ideal para estas fiestas, tanto para niños, como para adultos.  Ya sé que lo he escrito yo y que sería raro decir lo contrario, pero es que regalar este cuento es más que hacer un mero regalo. Es regalar tiempo para leerlo juntos, tiempo para hablar de temas tan importantes como las emociones, para reflexionar sobre nuestras relaciones con los demás y con nosotros mismos, y para reconectar con la fuerza y la alegría que sentimos cuando somos nosotros mismos.

Este Black Friday tenéis 3 opciones diferentes para conseguir Quiero Ser Siempre Princesa.

portada segunda edición

2ª Edición 14,25 euros (5% de descuento) + gastos de envío.

Esta edición tiene el papel más grueso y una actividad extra para los peques al final del cuento.

 

captura-de-pantalla-2016-11-22-a-las-22-49-01

1ª Edición 9,75 euros (35% de descuento)+ gastos de envío

Esta edición tiene el papel más fino y solo se venderá hasta agotar stock.

 

captura-de-pantalla-2016-11-22-a-las-22-49-01

Pre-edición 0,00 euros (100% de descuento) + gastos de envío

4 ejemplares de prueba con pequeños fallos.

 

IMPORTANTE: Podéis hacer vuestro pedido AQUÍ aclarando la edición que queréis. Los cuatro ejemplares con pequeñas erratas irán a personas que no puedan asumir el gasto que supone un regalo, pero que quieran tener algo especial  junto con los zapatos de sus peques el día de Reyes. No tengo manera de comprobar que esto es así, así que voy a confiar. Solo pido que me contéis por encima vuestra situación, para valorar los cuatro que creo que están en mayor necesidad.

Lo que NO es educación emocional

De vez en cuando me encuentro con gente que presume de cómo en sus aulas, sus centros, o dentro de su consulta se trabaja la inteligencia emocional. De esa gente puedo contar con los dedos de las manos los que no sólo lo dicen sino que lo hacen. Hay muchos artículos sobre para qué sirve la educación emocional y mil millones de dinámicas en internet para trabajarla pero la educación emocional no puede ser educación emocional si se trabaja sólo de forma racional.

  • NO es educación emocional enseñar a un niño a identificar emociones si luego  le dices que no te pasa nada cuando identifica las tuyas.
  • NO es educación emocional enseñar a un niño a darse cuenta de cuándo está triste y luego decirle que no llore.
  • NO es educación emocional distraer a un niño cuando se ha hecho daño.
  • NO es educación emocional decir que puede enfadarse y luego mandarle al rincón de pensar.
  • NO es educación emocional decir “ME estás enfadando”
  • NO es educación emocional aleccionarle sobre cómo TIENE que ser valiente, sociable o cariñoso.
  • NO es educación emocional forzar a un niño a que aprenda algo que no está preparado para aprender
  • NO es educación emocional meterle miedo para controlar su comportamiento.
  • NO es educación emocional hacer chascarrillos delante de él sobre lo indomable, trasto, demonio que es.
  • NO es educación emocional castigar cuando hace algo que a TI no te gusta.
  • NO es educación emocional intentar que logre lo que TÚ te propones.

En resumen, NO es educación emocional cualquier cosa que se salga de entender las emociones del niño, las propias y expresarlas y comunicarlas con respeto y desde una posición de igualdad ( y si no se hace así, al menos, pedir perdón). Porque los padres, maestros, educadores, profesores y terapeutas somos figuras de autoridad pero no somos más que ningún niño. El día que entendamos que la educación emocional se enseña profundizando en nosotros mismos y revisando nuestra propia manera de funcionar, entonces, solo entonces, podremos enseñárselo bien a los niños.

Como veréis empiezo septiembre un poco guerrera. Así estoy y así me acepto.

Me encantará que me comentéis qué pensáis vosotros, cómo se trabaja  en los centros de vuestros hijos, cómo lo trabajáis en casa y, por supuesto, que añadáis más cosas que NO son educación emocional. Mil gracias por leerme.

Categorías